¿Que es el conejo blanco?

Es un canal de comunicación que te lleva a un viaje tu interior. El conejo representa un portal, un llamado, una voz, una señal que sintoniza en sincronía perfecta para arrojarte por su madriguera a tu propio mundo de las maravillas, a  tu inconsciente el otro lado de tu ser, aquello que le llamas destino. Esto con el objetivo de profundizar en tu desarrollo humano y el autoconocimiento que son la llave para encontrarte con tu alma. 

Simbología del Conejo

El conejo es un animal que a lo largo de la historia ha sido una figura simbólica para diferentes culturas. 

Los aztecas los referían como parte de su bestiario lunar y como representación de la abundancia agrícola; en la mitología de la India y Egipto algunos dioses aparecen reencarnados en conejos.

En China se dice que la liebre hembra concibe mirando la luna, con esto se establece la relación entre el astro lunar, el conejo y la fertilidad. Tienen a la liebre como animal de presagios y se supone que habita en la Luna. La liebre es la cuarta criatura en el zodíaco chino y a veces se la llama “liebre de jade” y es el principio del yin lunar.

Para el Taoismo, la liebre  como la luna muere para renacer, es la representación de la inmortalidad espiritual y del renacimiento.

En otros lugares el conejo es considerado ancestro de la dinastía lunar también plasmado en la mitología griega. Se ha considerado un animal sagrado y vinculado a un sin numero de dioses de diversas mitologías, destacando su inteligencia, gentileza, sensualidad, nobleza, misticismo y su naturaleza nocturna.


Otra connotación muy popular que se le atribuye es la de suerte. Algunas personas creen que por traer una pata de conejo, esta les dará suerte y todo les saldrá como ellos se proponen. Estas creencias tienen que ver y están muy relacionados con la brujería. Algunos siglos atrás se tenía la creencia de que las brujas se convertían en conejos para viajar y nos ser descubiertas, por ello se desató la idea de que el cortar una de las patas del roedor mantendría los poderes mágicos de las brujas.El conejo también es usado como  tótem por su gran intelecto para solucionar problemas. 

También está el caso en el que el escritor Lewis Carroll, a través de su famosa novela Alicia en el País de las Maravillas, y el ilustrador John Tenniel, dieron a la imagen del conejo su significado más popular: el animal blanco cuya descripción es la metáfora del tiempo. Su misión es invitarnos a traspasar los límites de la realidad sin que seamos conscientes de ello. Su aparente inocencia contrasta con la verdadera naturaleza trasgresora que tiene el personaje del Conejo Blanco para Alicia en el País de las Maravillas: es el guía del mundo onírico, oculto en aparentes apariciones espontáneas recurrentes impulsa a la acción y a la profundización de un viaje confuso al sin sentido, que finalmente experimentarlo crea experiencia y nuevo conocimiento a la mente de su protagonista.


En la cultura popular, el Conejo Blanco se ha convertido en un símbolo, donde seguir al Conejo Blanco describe el acto de seguir a algo o a alguien ciegamente, y cuya persecución desemboca en un viaje a lo desconocido lleno de  aventuras y descubrimientos.